1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…

Ejercicio físico, ¿buena idea para perder peso?

Perder piso con ejercicio físico

¿Es una buena idea hacer ejercicio físico para perder peso? En principio la respuesta debería ser sí, sin lugar a dudas. Pero no sirve cualquier ejercicio físico y de cualquier forma. En nuestro Blog hablamos de ejercicio físico encima de una bicicleta. Es la práctica deportiva que dominamos y más nos interesa. Por ello hablamos de alimentos y la energía necesaria para montar en la bici. También os hemos hablado del entrenamiento en ayunas, cuestiones de nutrición y ciclismo que son necesarias cuando nos planteamos entrenar. Hoy hablamos de perder eso con la práctica deportiva del ciclismo.

Perder peso con ejercicio físico

EL ejercicio físico combinado con una dieta equilibrada y específica es quizás la mejor forma de perder peso. Nuestro organismo crea energía a partir de diferentes sustancias. La glucosa, los aminoácidos de las proteínas, y las grasas. Cuánta cantidad de cada una de ellas se consume con el ejercicio depende principalmente de tres cuestiones:

  • el tipo de ejercicio que practicamos,
  • la duración de la sesión de ejercicio,
  • y la intensidad del ejercicio.

Por ejemplo cuanto más intenso el ejercicio más glucosa se consume. Como ya hemos hablado en otras entradas la glucosa que quemamos proviene en parte del glucógeno almacenado en nuestro organismo. Ese glucógeno está almacenado en los músculos y el hígado. Esta sustancia es la primera fuente de energía, cuando las cantidades de esta sustancia se van terminando, nuestro organismo empieza a tirar de otras fuentes. Entran en juego las grasas y las proteínas de los músculos. El problema de esta fase es que la fatiga es cada vez mayor y la alta intensidad del ejercicio no se puede mantener mucho tiempo. A más duración del ejercicio más grasas consumiremos. Dependerá tanto de nuestro peso como de la distancia recorrida en el ejercicio. A más peso del deportista mayor gasto de energía para el mismo ejercicio.

Ciclismo y pérdida de peso

El sobrepeso es una de las consecuencias del tipo de vida que llevamos. Una vida sedentaria y en la que todo va muy rápido. Hacemos uso de la comida rápida en los días laborales, no tenemos horarios definidos para las comidas. En fin el ajetreo cotidiano no ayuda, luego pasamos muchas horas sentados. Tanto en la jornada laboral, como en los desplazamientos al centro de trabajo. Si a eso le sumamos posibles desequilibrios orgánicos que llevan a la acumulación de grasas, el sobrepeso es una realidad. Cuando el sobrepeso ya es un problema más que evidente solemos intentar ponerle freno. El problema es que lo hemos dejado pasar mucho. Y entonces cuando nos ponemos queremos perder todo el peso ganado, en el menor tiempo posible. Si crees que esto es rápido y sencillo, deja de leer. No te vamos a engañar este sobrepeso no se pierde tan rápido como parece ganarse.

Un ejemplo en una cicloturista exigente de unos doscientos kilómetros o seis horas de pedaleo, un ciclista bien entrenado puede perder unos ciento cincuenta gramos de grasa. Si esa persona necesitase perder seis kilos en un año, necesitaría hacer durante el año unas cuarenta pruebas similares. No todas las semanas podemos meter sesiones equivalentes , ¿verdad? También es cierto que una persona entrenada no suele necesitar perder seis kilos de peso. En salidas de unos setenta kilómetros podemos perder cerca de cincuenta gramos más o menos. Esa distancia está dentro de las posibilidades de un abanico más amplio de deportistas. Con dos o tres sesiones a la semana estaremos en el orden de ciento cincuenta gramos de pérdida. Al cabo del año podríamos estar cerca de una pérdida de peso de seis kilos. Pero ojo por mucho que hagamos este ejercicio físico, si no lo acompañamos con una dieta equilibrada no podremos mantener esa pérdida de peso.

Consejos para perder peso haciendo deporte

Ya tenemos claro que practicando deporte con unas intensidades y con la duración suficiente perdemos peso. Ahora bien que si al tiempo no implementamos dieta y unas costumbres saludables en cuanto a nutrición esa pérdida es imposible de mantener en el tiempo. Teniendo esto claro hay una serie de pautas o “buenas costumbres” en cuanto a alimentación que nos van a ayudar y mucho. Por ejemplo la relación entre calorías totales y los diferentes grupos alimenticios es algo que hay que cuidar. Así las cosas del total de calorías los hidratos de carbono deben ser el cincuenta y cinco por ciento. Las grasas no pueden estar por encima del treinta por ciento. Y las proteínas en un quince por ciento. En cuanto a la cantidad de alimentos dependerá de la intensidad y duración del ejercicio, así como del control del peso que llevemos.

Los hidratos de carbono han de ser de los complejos, que tienen contenido de almidón, fibra, vitaminas y minerales. Estas sustancias entran en escena en el metabolismo anaeróbico del que ya hemos hablado. Nos proporcionarán las calorías que necesitamos. Esos hidratos de carbono complejo son los que da la pasta, los cereales, la verdura y la fruta. Otros alimentos que debe incluir la dieta de un deportista son los ricos en vitamina D, E y C, y ácido fólico. Desde los lácteos, el pescado, cereales, legumbres, verduras, frutas como la piña, el kiwi, los cítricos en general. Aceites vegetales, cereales, cacahuetes o la yema del huevo. Alimentos que tengan calcio, como los lácteos, nueces, y verduras. Hierro que encontraremos en las carnes, el hígado y los cereales. Otros que tengan Selenio y Cinc, como los mariscos, las nueces, el queso y la carne.

El ejercicio físico conlleva la pérdida de líquidos vía transpiración. Esa pérdida arrastra sales minerales e hidratos de carbono. Por ello la ingesta de bebidas que contienen estos compuestos no es solo recomendable, sino muy necesaria. Antes de las sesiones largas se debe ingerir alimentos con muchos hidratos de carbono y pocas grasas. Lo cierto es que es complicado que una misma dieta sirva para todo el mundo. Cada organismo responde de forma diferente a cada alimento, y debemos recordar que alimentarse no debe ser algo traumático y sí algo que nos apetezca. Os daríamos una última recomendación, buscad un nutricionista deportivo si la lucha con el sobrepeso la estáis perdiendo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *